Sinopsis de “Identificación Ecológica de Aves”

Si usted ya identifica aves vía plumaje, ha llegado el momento de crecer científica y técnicamente aplicando los procesos holísticos de identificación. Como parten de una visión de conjunto del ave, el plumaje deja de ser la única referencia para pasar a  convertirse en el eslabón final de una cadena de marcas formada por la estructura, el comportamiento, el uso del hábitat y el propio plumaje del ave incógnita. Este enfoque, por ende, proporciona una comprensión más amplia de las aves.

El primer proceso holístico, de Filtrado, se lleva a cabo en el hemisferio cerebral izquierdo. Consiste en un análisis lógico cuya finalidad es la eliminación sucesiva de las aves candidatas de una Colección Básica, previamente establecida por el observador. También, como consecuencia de las descripciones del filtrado se generan, en el lóbulo cerebral derecho, impresiones de conjunto del ave incógnita que posibilitarán con el tiempo la identificación instantánea del ave. Es el segundo proceso holístico, la identificación por impresión, la etapa final.  

La evolución científica y técnica de un observador comienza por la identificación de aves vía plumaje, pasa por el filtrado holístico mediante el que adquiere la destreza de identificar por impresión, lo que multiplicará su capacidad y velocidad de llegar a conclusiones ID fiables, incluso en condiciones de avistabilidad mediocres.  Los procesos holísticos solo son aptos para identificar aves comunes. También pueden detectar, pero no identificar, un ave rara o dos aves muy parecidas difíciles de distinguir. En ambos casos, se usará el último grado de la evolución del observador, la identificación avanzada por el plumaje.

Los conocimientos y destrezas sobre la teoría y práctica de los procesos holísticos, cuyo enfoque y desarrollo son responsabilidad exclusiva del autor, se ven confirmados por los trabajos de Dunne, Karlson y Roselet.


¿Qué utilidad tienen los procesos holísticos?

El filtrado,  es un proceso válido tanto para identificar aves, como para desarrollar la capacidad de generar impresiones de manera consciente. 

Como la naturaleza holística del filtrado requiere valorar varios  tipos de marcas para cada especie incógnita, se necesita dedicar algo más de tiempo de observación para describir sus perfiles físico y de comportamiento, que sí solo se tratase de marcas  del plumaje. Sin embargo, la velocidad mental de valoración de las marcas y su  reordenación en el orden prefijado por el proceso, se hace casi instantánea con la práctica. Aplicando el proceso a numerosos avistamientos,  se logra una familiarización con las especies comunes. De este modo, la generación de impresiones se vuelve automática, instantánea y fiable.

Al ser su origen holístico, las impresiones generadas, vía filtrados, logran activarse al avistar cualquier tipo de marca o conjunto de ellas, de la especie incógnita. No hace falta depender del plumaje. El vuelo, el canto la estructura o los movimientos posturales generarán impresiones de conjunto.  

Adquirir destreza en los procesos holísticos, multiplica la eficacia y velocidad de llegar a conclusiones ID, incluso en condiciones de avistabilidad mediocres. Una vez adquirida su ejecución en campo es instantánea, aunque su aprendizaje requiere método y práctica sostenida en el tiempo.

Si el observador que desea incorporar las destrezas holísticas  inicia la andadura sabiendo ya identificar aves vía plumaje, sea principiante o experto, adquirirá antes la destreza tanto más cuanto más experto sea en la ID vía plumaje. Karlson, un observador vía plumaje al principio de su carrera, ahora un experto en identificación por impresión, explica que “after using this ID approach for several years we have found our field skills increasing dramatatically” (Karlson y Bosselet, 2015).  

El resultado final de la aplicación de los dos procesos culmina al usar la identificación por impresión como principal proceso de identificación para aves familiares y la ID avanzada del plumaje, para las no familiares o muy parecidas.

Qué nivel de dificultad tienen los procesos holísticos?

El libro está pensado para mejorar la destreza de identificación y comprensión de las aves. Quien mejor puede sacarle partido son los que ya dominan, o se han iniciado al menos, en la identificación por el plumaje.

Si es usted principiante en la identificación de aves, iníciese con una Guía de aves para hacerlo vía plumaje. Todas las Guías identifican el ave por el plumaje. Pasado un tiempo en el que ha adquirido cierta práctica, aprenda los procesos holísticos que encontrará en este volumen. Si es usted  principiante en la identificación holística, sea principiante o avanzado identificador vía plumaje, encontrará un gran desafío al estimar en campo la longitud, la silueta, las marcas de comportamiento o del uso del hábitat. Es recomendable crear un pequeño grupo inicial con especies familiares con las que pueda calibrar y comparar estas marcas de las no familiares e ir ampliándolo poco a poco. 

Los métodos holísticos de identificación, aportan a la mayoría de los observadores vía plumaje, sean expertos o estén comenzando, destrezas que contribuyen a mejorar su eficacia y fiabilididad. Si bien es cierto que los identificadores expertos por el plumaje tendrán mucho trecho recorrido, y la adquirirán, conscientemente, mucho antes.

La identificación vía plumaje, no queda excluida en los métodos holísticos. En el filtrado es el último eslabón de la cadena, el que verifica la conclusión ID. En la ID por impresión, se usará la ID por el plumaje en aquellos casos que necesiten un análisis cuidadoso.


¿Quienes son los destinatarios de los procesos holísticos de ID?

El observador de aves, grosso modo, puede crecer científica y técnicamente, de dos maneras.

La primera es crecer al incrementar la cantidad y diversidad de aves, de hábitats y de territorios observados. Un ejemplo sería un observador que pasa de identificar las aves de las montañas ibéricas a las de las montañas mediterráneas y, a continuación, a las de las montañas del continente euroasiático. También se puede crecer ornitológicamente al ampliar, en un mismo lugar geográfico, el número de hábitats que contendrá distintas aves. Así se pasa del conocimiento de las aves de un hábitat de montaña al de las de un hábitat acuático, continental o estepario.


La segunda vía de crecimiento del observador es hacerlo en eficacia, precisión, velocidad y comprensión al identificar las aves comunes, que constituyen el grueso de los avistamientos. Es en este modo de crecimiento del observador en el que se centra el presente volumen. Propone, principalmente al observador ya iniciado en identificación vía plumaje (también al que tiene cierto recorrido aunque sea corto), el aprendizaje de metodologías holísticas. Dentro de este mismo apartado de crecimiento, se encuadraría el arte de la identificación de aves raras o de aves muy semejantes entre sí, difíciles de distinguir en suma, mediante la identificación avanzada del plumaje.


El crecimiento temporal, científico y técnico, del observador de aves se acomodaría al siguiente diagrama: en el centro, está el punto de partida en el tiempo del observador, el minuto 0. Es el tiempo de aprender la ID de aves vía plumaje. El segundo paso es adquirir el proceso de filtrado holístico. El tercer paso sería ejercitarse en la ID por Impresión, también holística. El cuarto, la identificación avanzada de aves por el plumaje, para resolver casos peliagudos de aves raras o similares.


Comentarios

Entradas populares de este blog

Colección Básica de aves montanas

Alondras en el Páramo de los Puertos de Beceite